top of page
  • Foto del escritorBernardo Ramírez

Las ventajas de los juegos de mesa en familia.




Importancia y ventajas de los juegos de mesa en familia

Escrito por: Bernardo Ramirez L.


La historia de los juegos es casi tan antigua como la de la humanidad, son y serán siempre parte fundamental de la cultura y tienen una gran relevancia en la interacción social.


Podemos definir al juego como “un sistema en el cual él o los jugadores persiguen voluntariamente al menos un objetivo arbitrario no trivial, en el contexto de una realidad artificial donde al actuar conforme a las reglas reciben retroalimentación constante sobre su avance para alcanzar un objetivo”. (Ramírez A. 2013)


Entre las características más comunes de los juegos podemos mencionar las siguientes:


  • Incertidumbre del resultado

  • Reglas

  • Competición

  • Tiempo y espacio definidos

  • Elementos de ficción

  • Elementos de posibilidad

  • Por lo menos un objetivo

  • Diversión


Además de lo anterior los juegos pueden incluir elementos culturales o propios de un grupo social y en muchos casos han sido creados o diseñados como una herramienta para la enseñanza de algún tema o concepto, pues se puede simplificar y llevar a la práctica un concepto abstracto, podemos por ejemplo mencionar el caso de The Landlord’s Game, creado por Lizzie Magie en 1903, con la finalidad de explicar una teoría de impuestos que posteriormente fue modificado y comercializado por Charles Darrow con el nombre de Monopoly.


Dibujo de la patente del tablero del juego The Landlord's game de Lizzie Maggie, 1904

Como hemos mencionado los juegos han tenido y tienen gran relevancia para la humanidad, Huizinga, en su texto Homo Ludens toma al juego como el punto de partida de actividades humanas complejas como el derecho, la guerra, la filosofía, el arte, relaciones y vínculos sociales y el lenguaje, siendo este último uno en los que debemos poner especial énfasis.


Hay un sin fin de juegos hoy en día en general muchos de ellos no son realmente solo para niños, en realidad la gran mayoría de ellos se pueden jugar en familia y justo esto es lo más recomendable, pues no solo pasaremos un buen rato sino que podemos aprovechar muchas de las bondades de los juegos de mesa para desarrollar y potenciar habilidades de nuestros hijos e hijas.


Algunos de los beneficios más reconocibles a la hora de jugar en familia tienen que ver con la tolerancia a la frustración ante la pérdida, la satisfacción de jugar más allá de la de ganar, el trabajo en equipo o la planeación para resolución de problemas, pero no son los únicos.


A continuación presentamos un listado de algunos de los beneficios que tendremos al jugar juegos de mesa en familia.


  • Interacción y habilidades sociales. Jugar, en general mejora las habilidades sociales en los niños, pero en el caso particular de los juegos de mesa es preponderante el tema del lenguaje y la comunicación verbal, donde es crucial saber expresarse y relacionarse para jugar y sobre todo con la motivación de poder ganar.

  • Ampliar el vocabulario. De lo anterior se desencadena el incremento del vocabulario, si los niños juegan solos usarán sólo el vocabulario del que ellos mismo disponen a su edad, pero en cambio si jugamos con ellos y con más miembros de la familia como los abuelos, por ejemplo, estarán siempre en contacto con un vocabulario más variado y al tener su atención por el juego mismo su vocabulario así como las maneras en que se expresan se incrementarán notablemente.

  • Aprendizaje significativo. Los juegos en general implican un aprendizaje, pues no solo se juega y ya, se debe aprender primero cómo se juega y además de eso, sabiendo escoger el juego podemos incentivar un tipo de conocimiento específico, desde los más básicos como sumar y restar hasta más complejos como economía, como mencionamos con el Monopoly o la resolución de conflictos en equipo con en el caso del juego Pandemic (algo apropiado acorde a las circunstancias actuales). Para que haya aprendizaje significativo recuerda que siempre se debe llevar el conocimiento a un uso práctico y que mejor manera de hacerlo que a través de un juego.

  • Reglas, límites y tolerancia a la frustración. Para que un juego se pueda jugar siempre es primordial primero establecer las reglas del juego, esto implica qué se puede y qué no se puede hacer, para jugar entonces es necesario aceptar el hecho de que hay límites y normas que seguir y si queremos jugar debemos cumplirlas y acatarlas, de lo contrario no podremos ser parte del juego. Al principio es común que en las primeras rondas los inexpertos no ganen y es aquí donde es crucial nuestra participación como padres, madres o guías, si es el caso, pues es posible que al no ganar, los pequeños se sientan frustrados pero con un buen acompañamiento podemos hacer que esto solo sea un motivo para continuar y mejorar, pero en cambio si permitimos burlas o volvemos insignificante su participación es posible que la frustración llegue a un nivel en el que se rechace el juego y el niño o niña lo vean como algo negativo, que al final sólo alimentará su frustración. En algunos casos es conveniente ser un acompañante en su juego, comentando el por qué de las cosas y al ser parte de un mismo equipo, que si pierde no hace berrinche, aprenderá que es normal y que con esfuerzo se puede ganar y al final hay que recalcar que lo importante en verdad es divertirse y convivir.

  • Ser estratega y tener pensamiento analítico. Hay juegos de varios tipos algunos son de azar, donde solo es cosa de suerte ganar o no y hay otros, desde mi punto de vista más entretenidos, en los que se debe tener algo más que suerte para ganar, hablo de formar una estrategia para poder ganar, y para formar una estrategia es necesario empezar por saber que lo que hacemos tiene consecuencias a corto, mediano y largo plazo, lo que se traduce en generar una forma de pensamiento en la que buscan anticiparse a las cosas y planeen sus actos para mejorar la estrategia de sus oponentes o mejor aún, identificar una debilidad en sus contrincantes y aprovecharla para poder aventajarse en el juego y ganar. En los juegos, todo es cosa de tomar decisiones.

  • Memoria y atención. Mientras jugamos debemos tener nuestra atención de lleno en el mismo para poder jugar y sobre todo si queremos ganar, además de nuestra atención nuestra memoria se ejercita pues en la gran mayoría del juego no solo es necesario recordar las normas y reglas, también debemos recordar las jugadas hechas por los demás o por nosotros mismos para usarlas a nuestro beneficio, como el clásico memorama pero hay otros ejemplos quizá un poco más atractivos para jugar entre adultos y niños que nos ayuden con esto, como es el caso del juego Clue o ¿Quién es el culpable? (hay varias versiones), dónde a través de pistas, preguntas y respuestas debemos lograr encontrar quién es el culpable del asesinato dentro del juego.


  • Autoestima. Un buen juego y con un buen acompañamiento paternal/maternal o guía permite que los niños y niñas se den cuenta de que son capaces de comunicarse y de tomar decisiones por ellos mismos para, al final, obtener grandes resultados como ganar, el conjunto de todo esto es sin duda lograr que los más pequeños vean el gran potencial que tienen y por ende su autoestima mejore considerablemente.


Por todo lo anterior es importante incluir en nuestras actividades familiares cotidianas una sesión de juego una vez por semana o por lo menos una al mes, al principio lo más difícil puede ser encontrar un buen juego que guste a toda la familia, para eso es necesario que en casa se hable sobre que juegos o que tipo de juegos le gustan a cada quien y sobre eso buscar uno o varios que se acomoden al estilo de cada quien.


Entre los juegos clásicos y comerciales más recomendables para jugar en familia podemos encontrar:

  • Rummy, juego de fichas que consiste en generar corridas numéricas de color o tercias de diferentes colores, es sin duda un clásico dónde pueden jugar hasta 4 jugadores pero en parejas es igual de divertido o incluso más que en solitario.

  • Cartas, existen cientos de juegos de cartas, desde el póker hasta reyes en las esquinas o friega tu vecino, tener cartas en casa siempre es ideal, además de que con un mismo mazo tenemos muchas opciones de juego incluso si estamos solos podemos recurrir al clásico solitario.

  • Dominó, sin duda es un clásico que podemos jugar solo por responder a qué ficha se puede poner acorde a las que están en la mesa, pero si somo más quisquillosos y empezamos a contar fichas y números podemos ver en el dominó un juego de estrategia que sin duda por algo es un clásico.

Monopoly, tiene cientos de variantes aunque mi favorita es la adaptación de Mario Kart al Monopoly, es un buen gancho si nuestros pequeños aman los videojuegos y su sistema económico es simple pero adecuado para el estilo de juego, pues a diferencia de muchas versiones no hay billetes, solo monedas al puro estilo de Mario Bros, además es una versión finita a diferencia del clásico o tradicional, en el que una partida puede durar tanto como quieran los jugadores, motivo por el cual muchos padres le rehuimos un poco pues a veces se empieza y no se sabe cuando acabará, en la versión de Mario Kart acaba cuando se acaban las pistas.

  • Clue o ¿Quién?, un juego de preguntas y respuestas que nos motiva a saber quien es el asesino dónde incluso puede ser uno mismo, sin duda es uno de los favoritos de muchas familias pues incentiva la estrategia y la memoria, además de que el lenguaje tanto corporal como verbal puede llegar a leerse para ayudarnos a ganar el juego, algunas versiones de este juego tradicional vienen con dos tableros para jugar.


Los juegos antes mencionados son clásicos es posible encontrarlos en casi cualquier tienda departamental no especializada en juegos, no obstante existen miles de juegos de mesa y sin duda investigando en internet o si encontramos una tienda especializada en nuestra ciudad podremos probar muchos otros que sin duda nos ayudarán en ciertos temas con nuestros hijos y además nos harán pasar grandes momentos en familia.


Los juegos son de gran apoyo en muchas situaciones dentro del desarrollo infantil, si deseas apoyo en este tema o más información no dudes en contactarnos al correo consultoria.en.infancia@gmail.com o directamente por vía telefónica o mensaje al 4424077693 con gusto podemos ayudarte.





366 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Rutinas

bottom of page